0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Junta de Níger nombra a comandante de pelotón como su líder

La Unión Africana y Francia condenan el golpe de Estado. EFE
Los soldados patrullan capital Niamey; los mercados, bancos y escuelas abren sus puertas
viernes, 19 de febrero de 2010
Por: REUTERS/CNTL
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
NIAMEY, NÍGER. - Una junta que se adueñó del poder en Níger nombró el viernes a un comandante de pelotón como su líder, horas después que los militares anunciaron por la televisión estatal que su grupo estaba en control de la nación rica en uranio.

La ex potencia colonial Francia y la Unión Africana condenaron el golpe del jueves, cuando los soldados irrumpieron a tiros en el palacio nacional y capturaron al presidente Mamadou Tandja, cuyo paradero se desconocía al día siguiente.

En una declaración el viernes, la junta, que se autodenomina Consejo Supremo para la Restauración de la Democracia, dijo que era encabezada por Salou Djibo, el comandante de un pelotón con base cerca de la capital.

La junta dijo que desea convertir al país en "un ejemplo de democracia y buen gobierno''. Un diplomático en la región dijo que los líderes del golpe formaban parte de una facción del ejército profundamente desilusionada con Tandja por haber violado el límite de los períodos presidenciales.

El país se ha visto cada vez más aislado desde que el bloque regional de 15 naciones del Africa Occidental suspendió a Níger, y el gobierno estadounidense interrumpió su ayuda no humanitaria e impuso restricciones de viajes a algunos funcionarios del gobierno.

También hay temores de que el grupo militar pretenda aferrarse al poder en Níger, tal como lo hizo una junta en Guinea después de un golpe en diciembre del 2008.

En Guinea, el líder golpista prometió convocar a elecciones sin presentar su candidatura, pero más adelante sugirió que podría cambiar de opinión.

Sólo un año después se exilió voluntariamente después que su asistente intentó asesinarlo. El titular de la Unión Africana, Jean Ping, condenó el golpe en Níger y dijo el viernes que la UA "demanda un rápido retorno al orden constitucional''.

En París, el vocero de la cancillería Bernard Valero dijo que Francia "condena toda toma del poder por métodos no constitucionales''.

Mercados, bancos y escuelas abrieron sus puertas el viernes como es usual en la capital de Níger, un día después de que militares derrocaron al presidente Mamadou Tandja en un golpe de Estado y los pocos soldados que patrullaban las calles estaban armados ligeramente.

La comunidad internacional condenó la violencia, pero diplomáticos y analistas dijeron que creará una oportunidad para realizar elecciones, que fueron pospuestas por la impopular reforma constitucional de Tandja en el 2009.

"Es probable que el nuevo Gobierno militar se vea presionado por la comunidad internacional para que restaure el estado de derecho y realice elecciones en el mediano plazo", dijo Samir Gado, vicepresidente de Rencap Securities.

El jefe de la junta militar que capturó el jueves a Tandja en medio de tiroteos llamó a la calma y dijo que el trabajo de ministros de Gobierno y gobernadores regionales derrocados en el golpe está siendo realizado por sus secretarios generales.

Tras meses de disputas políticas por la enmienda de Tandja a la Constitución, maniobra que provocó sanciones internacionales y manifestaciones, muchos en la desértica nación del oeste de Africa sentían alivio y esperanza de cambio.

"Espero que los soldados restablezcan el orden (...) limpien el ambiente político", comentó Moussa Issa, un chofer de taxi. "Necesitamos empezar desde cero, sin compromisos por la actual clase política que ha sido desacreditada durante los últimos 20 años", agregó.

La junta, que se autodenominó Consejo Supremo para la Restauración de la Democracia (CSRD), no dio indicios acerca de cuánto tiempo pretende permanecer en el poder, pero pidió al pueblo de Níger y a otros países que apoyen sus acciones.

Sus combatientes capturaron a Tandja y a sus ministros en una batalla a tiros durante unas cuatro horas, antes de suspender la Constitución y disolver todos los poderes estatales del país productor de uranio.

Al menos tres personas murieron.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion