Vida  /  Salud
0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Alivia el dolor de artritis de manera natural

La artritis es una enfermedad que no se puede curar, pero sí puedes aliviar sus dolores con estos sencillos consejos:
viernes, 17 de marzo de 2017
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
(EL UNIVERSAL).- La artritis es una enfermedad que no se puede curar, pero sí puedes aliviar sus dolores con estos sencillos consejos:

1.- Utiliza Jengibre.

El jengibre contiene compuestos anti-inflamatorios llamados gingeroles, los cuales pueden reducir el dolor y la inflamación. Puedes tomarlo como té con canela y miel.

Recuerda que el jengibre no es seguro para todos, ya que puede interferir con la coagulación de la sangre y con medicamentos anticoagulantes.

2.- Consume aceite de pescado.

Es importante que comas alimentos con ácidos grasos omega 3 EPA y DHA, el aceite de pescado es un suplemento que se ha estudiado ampliamente.

El omega 3 ayuda a bloquear las prostaglandinas y citoquinas inflamatorias y además el cuerpo las convierte en productos químicos antiinflamatorios.

También ayuda a disminuir la sensibilidad y la rigidez en las articulaciones.

3.- Apio.

Este alimento se caracteriza por sus propiedades diuréticas y desintoxicantes. Además remineraliza el organismo, lo desintoxica, depura la sangre, mejora la digestión, disminuye la presión arterial, alivia dolores articulares y tiene propiedades que ayudan a prevenir el cáncer.

4.- Ajo.

El ajo es un alimento con propiedades antiinflamatorias, depurativas y desintoxicantes, entre otros. Para tratar la artritis se utiliza de diferentes maneras.

La primera es consumiendo tres dientes de ajo crudo al día. Otra opción es machacar un ajo y aplicarlo directamente en la zona de dolor. El último remedio consiste en machacar un ajo, mezclarlo con jugo de limón y tomar esta preparación en ayunas al día siguiente.

5.- Laurel.

Para aliviar la inflamación y el dolor en las articulaciones, prepara una infusión de laurel. Se pone a hervir un litro de agua, cuando esté en ebullición se le agrega 10 gramos de hojas de laurel y se deja hervir 5 minutos más.

Una vez esté listo, se deja reposar y se aplica tibio sobre la zona afectada, utilizando un paño de algodón.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion