0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
De naranja más oscuro

A partir de que Daya (Dascha Polanco) encañona a un custodio, todo en Litchfield es tensión y amenaza constantes. Foto: Netflix
Cansada de los abusos y el racismo del oficial Thomas Humphrey (Michael Torpey), Dayanara Diaz (Dascha Polanco) lo tiene encañonado. ¿Jalará el gatillo?, ¿sacrificará su ya de por sí comprometida libertad por culpa de este xenófobo?
viernes, 9 de junio de 2017
Por: Enrique Navarro
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
Miami, Estados Unidos (09 junio 2017).- Cansada de los abusos y el racismo del oficial Thomas Humphrey (Michael Torpey), Dayanara Diaz (Dascha Polanco) lo tiene encañonado.

¿Jalará el gatillo?, ¿sacrificará su ya de por sí comprometida libertad por culpa de este xenófobo?

Ése el punto de partida de la quinta temporada de Orange is the New Black (OITNB),que se hoy estrena en Netflix y que sus protagonistas describen simplemente como aterradora, inesperada e intensa.
"Creo que hay peligro en cada esquina.

Así es como me sentía: en cada guión que abríamos había peligro. No es una temporada fácil, no lo es. Reanudamos exactamente cuando Daya apunta la pistola al oficial carcelario.

Veremos qué pasa", expresó Dascha en rueda de prensa.

La historia sobre un grupo de reclusas que intentan sobrevivir a su cautiverio, nominada en seis ocasiones a los Globos de Oro y ganadora de un Emmy, vuelve cargada de suspenso, aunque sin renunciar al toque de comedia que la ha caracterizado.

Al final de la cuarta temporada, Daya debía mantenerse lejos de los problemas para poder salir de prisión e intentar recuperar a su hijita, a quien procreó con un ex guardia de la prisión de Litchfield.

Y la encargada de asegurar la buena conducta de la joven era Gloria Mendoza (Selenis Leyva).

"Esta temporada me desafió físicamente, quedé exhausta y pasé por muchas cosas.

Tuve elementos naturales que fueron sumamente desafiantes, y espiritualmente también tuve suficiente.

"Gloria fue llevada a un lugar muy, pero muy desesperante.

Eso fue algo raro para mí, porque ella se ha mostrado como una mujer en completo control. La veremos como nunca antes. y eso fue aterrador para mí, pero a la vez emocionante", destacó Selenis.

OITNB es una de las primeras series originales de Netflix que continúa en la señal, como House of Cards.

Y si la historia estelarizada por Taylor Schilling como Piper Chapman sigue vigente es debido a la conexión que ha logrado con el público de todos los países a los que llega la plataforma de streaming.

"La belleza del show es que muestra quién eres en una situación en la que no necesariamente eres una víctima, sino con lo que la gente te relaciona.

Esta serie ha conectado con algo más allá de estar en prisión.

"Ha conectado con los hogares de la gente en Rusia, Sudáfrica y otros lugares.

Es visto por hombres y mujeres de distintas edades y la gente se ha relacionado con la historia de estas reclusas", opino Dascha.

Orange is the New Black se estrena en el primer minuto de este viernes por Netflix.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion

Otras Noticias