Vida  /  Salud
0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Síntomas de cáncer de ovario que debes conocer

Seguro has escuchado que el cáncer de ovario puede ser un "asesino silencioso"… y con justa razón
martes, 10 de octubre de 2017
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
(EL UNIVERSAL).- Seguro has escuchado que el cáncer de ovario puede ser un "asesino silencioso"… y con justa razón; esta enfermedad no tiene indicadores tan obvios como otros tipos de cáncer.

Pero eso no quiere decir que las mujeres no experimenten ningún síntoma en lo absoluto.

Hay muchos síntomas que las personas pueden tener… pero no son específicos. Fácilmente pueden subestimarse. Desafortunadamente, hacer caso omiso de cualquier cáncer permite que la enfermedad progrese, dificultando así el diagnóstico y tratamiento.

En México, cada año se registran 3 mil 277 casos nuevos, así como 2 mil 105 muertes por cáncer de ovario. De hecho, es el tercer cáncer ginecológico más letal y la edad promedio del diagnóstico se encuentra entre los 50 y 70 años de edad, aunque se ha registrado un incremento considerable en mujeres menores de 30.

Los síntomas incluyen: dolor abdominal, náuseas, sentirse llenas rápidamente y no poder comer más de lo normal. Sin mencionar que hay una posible inflamación, ganas de orinar frecuentes, cambios en la menstruación, dolor durante el coito… e incluso reflujo estomacal.

Obviamente estos síntomas que pueden ocurrir por diferentes motivos y enfermedades, pero la persistencia y frecuencia son importantes. Por ejemplo, si tienes dolor abdominal que sucede una vez y nunca vuelve a ocurrir… puede ser señal de un quiste ovárico que reventó.

Pero si el dolor aparece más de 12 veces al mes con otros síntomas, es importante que acudas con tu médico.

Si tienes uno de estos síntomas y persisten por más de 2 semanas, es hora de consultarlo con un doctor. El cáncer de ovario es más común en mujeres de mayor edad, y los síntomas posiblemente tengan que ver con otras cosas no cancerígenas, pero aún así no tienes porqué quedarte con la duda… por si acaso.

Así que haz una cita y aclara todas tus dudas. No tienes nada qué perder. De hecho, esta es la prevención que toda mujer debería tomar en cuenta para evitar problemas a largo plazo.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion