Vida  /  Sociedad
0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Regreso a clases desde el hospital

El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), ha puesto en marcha el programa "Sigamos aprendiendo en el hospital".
jueves, 19 de septiembre de 2019
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
Agencia/Reforma
Fernando tiene 10 años y debía volver a la escuela el pasado 26 de agosto. Pero a causa de un accidente, pasó dos semanas hospitalizado y recuperándose de una cirugía en el brazo derecho.
Acaba de pasar a sexto grado, y aunque confiesa que está triste por no haber podido iniciar el ciclo escolar a la par de sus compañeros, cuando se les una no estará tan atrasado gracias al programa "Sigamos aprendiendo en el hospital", puesto en marcha por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).
"El programa tiene como objetivo que nuestros derechohabientes niñas, niños y adolescentes puedan continuar con su educación básica, que es lo que ofrece la Secretaría de Educación Pública (SEP): primaria, secundaria y preescolar", explica en entrevista Fabiola Tenorio, jefa de oficina de Bienestar Social y coordinadora del programa en la delegación norte del IMSS.
"Creemos en el derecho a la educación y en que, aun cuando nuestros niños (estén) bajo las condiciones de enfermedad, tienen este derecho".
La iniciativa, a la que el Instituto se adhirió en 2011, funciona precisamente de la mano de la SEP, que cada año asigna docentes para que trabajen con los menores en dos turnos -matutino y vespertino-, a través de espacios acondicionados como aulas hospitalarias o directamente en sus camas en los servicios de hemodiálisis, nefrología y oncología, detalla Tenorio.
En total, el programa se ha implementado en 41 hospitales y 47 aulas en 21 delegaciones del organismo, y la cifra de beneficiados en todo el País asciende a más de 99 mil niños, niñas y jóvenes.


Tan sólo en la delegación norte, puntera a nivel nacional a través de sus aulas hospitalarias en el Centro Médico Nacional La Raza y la Unidad de Medicina de Alta Especialidad "Dr.

Victorio de la Fuente Narváez", fueron atendidos 2 mil 256 alumnos en el ciclo escolar 2018-2019, y 17 mil 797 desde su lanzamiento hace ocho años.
Las intervenciones con los menores lo mismo son emergentes y temporales, de sólo un par de días o semanas, que durante largos periodos en los casos en que permanecen hospitalizados a causa de enfermedades crónicas como cáncer.

La prolongada atención les ha permitido incluso concluir grados escolares completos, y recibir su correspondiente reconocimiento.
"Hay niños muy identificados que por su diagnóstico no tienen una escuela de origen y su condición no les permite acudir con regularidad a clases.

Por lo tanto, ahí es donde se hace una intervención más profunda y se hace de manera más formalizada a través de una 'escuela hospitalaria'", señala Tenorio.
Aunado a este apoyo para combatir el rezago educativo por motivos de salud, el programa logra que los niños, niñas y jóvenes vean con otros ojos su estancia en el hospital e impacta positivamente en su recuperación.


"El viernes que llegamos", cuenta Norma Alicia Fuentes, cuya hija de 8 años sufrió una lesión en el brazo, "la maestra le dio dibujo y le puso a hacer (actividades), y eso yo creo que la calmó bastante porque sí estaba nerviosa.

Porque escuchar 'cirugía', pues hasta yo (me espanto). Y ya con esa parte ya se sentía más tranquila, y en estos días estuvo entretenida y aprendiendo".
"(El programa) es muy positivo porque hay algunos niños a los que no les gusta el hospital, no les gusta la condición en la que se encuentran, y con todas las actividades que nosotros les damos ellos, ya le ven como que otro sentido y más interés", señala, por su parte, María Fernanda López, estudiante de psicopedagogía que participa en esta iniciativa como parte de su servicio social.
Así, contrario a lo que suele ocurrir en casa, aquí los menores disfrutan poder salir de sus camas y atender las clases, que se vuelven una ventana hacia la normalidad, además de aportar a su formación.

Y Fernando lo sabe.
"(Las clases están) bien, porque es para tu desempeño, para que puedas seguir adelante y hacer las cosas que tú antes hacías", dice, maniobrando un lápiz con la mano izquierda, más preocupado por matemáticas y ciencias naturales, que por el cabestrillo de su brazo derecho.
ASÍ LO DIJO
"Lo más importante es que (los niños) puedan salir de ese entorno de enfermedad o de sentimientos que les trae la enfermedad, y que se puedan considerar en la normalización de su edad.

Que no se sientan aislados, que no se sientan discriminados".
Fabiola Tenorio, funcionaria del IMSS.
Hospitalizados, pero no rezagados
El IMSS se adhirió en 2011 al programa "Sigamos aprendiendo en el hospital", y desde entonces lo ha implementado en 41 hospitales y 47 aulas en 21 delegaciones del organismo.
- Más de 99 mil niñas, niños y jóvenes se han beneficiado a nivel nacional
- 17 mil 797 han sido atendidos tan sólo en la delegación norte
- 2 mil 256 alumnos participaron en el ciclo escolar 2018-2019
La delegación norte del IMSS opera este programa en:
- Los hospitales de Traumatología y de Ortopedia de la UMAE "Dr.

Víctor de la Fuente Narváez".
- El Hospital General, en el área de Consulta Externa y en los servicios de Nefrología, Hemodiálisis y Oncología del CMN La Raza.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion