0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
Conquista Plácido Domingo en su regreso a Monterrey

La soprano regia Eugenia Garza compartió el escenario con el cantante. Foto: Alejandro Garza
Después de una ausencia de 17 años, Plácido Domingo regresó a los escenarios regios.
sábado, 20 de agosto de 2022
Por: Gabriel Rangel / Crítico musical
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
Agencia/Reforma

Monterrey, México(20 agosto 2022).- Después de una ausencia de 17 años, desde aquel polémico concierto de Los Tres Tenores, Plácido Domingo regresó a los escenarios regios anoche en la Arena Monterrey.

Luego de un retraso de 25 minutos y del primer número del programa, la "Danza de las Horas", de la ópera "La Gioconda", de A. Ponchielli, el español hizo su aparición para interpretar el aria "Nemico della patria" de la ópera "Andrea Chénier", de Umberto Giordano, aria para barítono y faceta que Domingo ha explorado en los años más recientes de su carrera.

Al escucharlo es claro que el brillo del registro agudo ha menguado con el tiempo, sin embargo, su característico timbre, su entrega y vehemencia en cada frase, están presentes, además de capitalizar las sombras baritonales que siempre han estado en su voz y lo llevó en su momento a cantar con gran éxito roles como el "Otello", de Verdi.

Posteriormente apareció la soprano regia Eugenia Garza para entregar una versión convincente de "Ebben?, ne andró lontana", de "La Wally", de Catalani.

Vendría el primer dueto de la noche con Domingo acompañado por el tenor sonorense Arturo Chacón en "Au fonde du temple saint".

La facilidad para las notas altas del tenor mexicano harían más evidente la diferencia de voz con el español dando la combinación auditiva esperada de este gustado y bello dueto de "Los Pescadores de Perlas", de Bizet.

Después de un breve mensaje, Domingo saludó al público y presentó a Nataniel Espinoza, director de la Orquesta Filarmónica del Desierto de Coahuila, al que Eugene Kohn, director huésped, cedió la batuta para dirigir la obertura de "Nabucco", de Verdi.

La lectura me sorprendió gratamente, versión como no había escuchado en años. Cuidados tempi, dinámicas claras e intensa.

Sin duda Espinoza entiende cómo debe ser Verdi.

Chacón regresó para interpretar una sobresaliente "Celeste Aída", de "Aída", también de Verdi.

La primera parte cerró con otro número verdiano, el dueto "Udiste?, di acerbe lagrime" de "Il Trovatore". Aquí Domingo se notó algo fatigado por momentos.

Posterior al intermedio vino la parte de la zarzuela con números como el intermedio de "La boda de Luis Alonso" y conocidas romanzas del género chico como: "Luche la fe por el triunfo" y "No puede ser" de "Luisa Fernanda" y de "La Tabernera del Puerto", respectivamente.

Las acusaciones por acoso sexual que el tenor recibió en 2019, que provocaron cancelaciones, y la reciente vinculación con una secta en Argentina, no impactaron en el concierto ante un público que lo ovacionó.

Es de destacarse la labor concertadora de Kohn al estar siempre atento a los cantantes y dirigir con esmero al ensamble.

En resumen: es una fortuna presenciar una leyenda viva de la ópera, no obstante el espacio no es idóneo para apreciar la voz sin amplificación, con una acústica que rebota y reverbera en cada forte de la orquesta y con un público que entra y sale con alimentos, come y plática durante el evento y aplaude cada número antes de que termine la música.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion