0
Votos
Nota Aburrida
Nota Interesante
El futuro de la televisión está en rojo

Con su nuevo servicio, que cuesta 35 dólares y da acceso a contenido original, YouTube planea poner en jaque a la tv abierta y de paga así como a Netflix y Amazon
sábado, 8 de abril de 2017
Comparte esto en Facebook
Comparte esto en Twitter
Comparte esto en Digg
Enlarge Font
Decrease Font
(EL UNIVERSAL).- Si Spotify ha sido una revolución para el mundo musical y Netflix lo ha hecho con el entretenimiento en casa, este año YouTube busca convertirse en el rey absoluto del entretenimiento.

¿Cómo? Con una plataforma que no sólo competirá con las mencionadas, su intención también es ir tras los sistemas de televisión de paga convencionales.

¿Qué pasaría si se mezclaran Spotify, Netflix, el propio YouTube y el sistema de televisión de paga que se prefiera? La respuesta es sencilla: YouTube Tv.

Al menos esa es la premisa bajo la que los directivos de la mayor plataforma de videos están vendiendo su nuevo producto, uno que, dicen, revolucionará la forma en la que se ve y escucha contenido.

Este es el segundo intento de la marca por competir con los grandes del streaming. La primera vez fue en 2015 al comenzar a producir series originales para su plataforma de pago YouTube Red (con un costo de 99 pesos al mes) y que hasta ahora ha producido 27 shows, todos enfocados en el público millennial y en donde la comedia ha prevalecido.

Poco se habla del contenido original que la marca crea, ninguno hasta el momento ha competido en entregas como el Emmy o el Golden Globe, pero lo cierto es que poco a poco se apodera del gusto del espectador.

Un reciente reporte proporcionado por la empresa de medición Parrot Analytics, señala que la serie de YouTube Red, “Buddy System” es el show más visto de los sistemas en streaming, superando a programas como “Santa Clarita Diet” (Netflix) y “The man in the high castle” (Amazon).

Protagonizada por la “estrella web” Rhett McLaughlin, el programa se posiciona por encima de los originales de aquellos otros servicios de video de suscripción.

Como las empresas de streaming se reservan sus niveles de audiencia, la empresa consultora señaló en una reciente nota publicada en Variety que su empresa mide el impacto de estos proyectos por la demanda y el número de “expresiones” que los show reciben.

Una “expresión” es un “intento de ver”, y actualmente se calcula que en conjunto, todas las series de streaming tienen más de mil millones de impactos diarios.

El cálculo se basa en su relevancia, además de la actividad que tengan en redes sociales como Facebook, Twitter, Instagram y Tumblr, así como en las críticas de especialistas, fans y sitios web.

Incluso qué tanto es pirateado cada show.

El éxito de Buddy System se puede ver como una victoria para YouTube Red y su servicio premium, la cual desean repetir con su nuevo sistema YouTube Tv que podría convertirse en dolor de cabeza para sistemas de televisión tradicional y online, de acuerdo con Alejandro Byrd, doctor en Educación e Innovación Tecnológica por la Universidad de British Columbia, en Canadá.

“La tv dio de sí desde hace años, son procesos que se agotan por sí mismos. La tv ha intentado reinventarse, pero no lo ha logrado y el anuncio de que un sistema como YouTube esté apostando por tener canales, unido a lo que ya ofrece, es una llamada de atención para los sistemas tradicionales”.

En los últimos años, México se ha convertido en un mercado importante para el streaming: hasta 2016, YouTube contaba en este país con más de 50 millones de suscriptores de los mil millones con los que la marca cuenta en todo el mundo.

Para Netflix, México es su territorio de Latinoamérica con mayores suscriptores. Hay un público al que YouTube quiere llegar y por ello anunció el lanzamiento de YouTube Tv, que planea competir con Netflix, Amazon y los servicios de tv de paga.

- ¿Cuál es su apuesta?

Ofrecer por 35 dólares al mes —aún se desconoce el precio en México— series originales, videos y contenido de YouTube sin anuncios, además de contar con 40 canales de televisión de paga.

¿Qué tan dispuestos están los mexicanos y el mundo entero a pagar 35 dólares por un contenido que hoy ya tienen en otros servicios? Para el doctor Byrd, eventualmente el público se acostumbrará y además será un servició aspiracional.

“Creo que pasará como sucedió con las clases en un avión, en donde hay Turista y Primera Clase, habrá quien pague por este servicio por el simple hecho de hacer ver a otros que puede pagarlos, es un tema aspiracional”, dijo.

No obstante, aunque este servicio y otros que ya están posicionados parecen amenazar a la tv de paga y abierta, Alejandro Byrd advierte que aún falta mucho para que eso pase, pues, al menos en México, la mala calidad de la banda ancha y el elevado costo que tiene, dificulta que su integración sea contundente.

“El poco, limitado y caro acceso a Internet hace que hoy todavía esté a unos años de que el streaming reemplace a los sistemas tradicionales, todavía habrá tv para rato, pero eventualmente pasará porque además se viene el relevo generacional, cuando los jóvenes que hoy ya manejan estos servicios se conviertan en adultos productivos.

La televisión está dando patadas de ahogado queriéndose reinventar pero no logra mantener a su audiencia y ahí es donde estos nuevos servicios tienen éxito”.

* Crece sin ganancias

Hoy existe una idea acerca de que YouTube es el presente y futuro del entretenimiento. Los jóvenes sueñan con ser youtubers, influencers o vloggers, pensando que ahí encontrarán la fama y fortuna.

Es una idea que les ha vendido una plataforma que, aunque es una de las más populares del mundo, aún no ha sido negocio para sus dueños.

La historia es ampliamente conocida, tres amigos, ex trabajadores del servicio Paypal crean en 2005 YouTube para compartir videos a través de la web, en pocos meses se vuelve tan popular que en 2006 Google compra el sitio por mil 600 millones de dólares.

A partir de entonces, los números de la empresa han ido en crecimiento, aunque sus ganancias no han estado a la par.

Según la reciente encuesta de consumidores de MIDiA Research, el 12% de los consumidores en Estados Unidos están dispuestos a pagar por servicios como YouTube Red o YouTube Tv.

La encuesta abarcó seis países, en donde el 11% declaró que pagarían por este tipo de servicios.

YouTube al igual que servicios como Amazon o Netflix, es reacio a publicar cifras de rendimiento en sus servicios. EL UNIVERSAL buscó una entrevista con los voceros en México sin tener éxito.

Nuestro país ocupa el tercer lugar a nivel mundial en consumo de video en YouTube, y el perfil del consumidor es de millennials, personas entre 18 y 34 años de edad.

Lo que se sabe es que la app de YouTube (con YouTube Red siendo la única compra integrada en la aplicación) en febrero de este año fue la aplicación en ocupar la posición 22 de recaudación en App Store, sitio que la colocó muy por detrás de otras como Netflix y Hulu, aunque arriba de HBO Now.

El sitio especializado Media Research sugiere que al menos en Estados Unidos actualmente sólo dos millones de suscriptores tienen una cuenta premium de YouTube mientras que 161 millones tienen una cuenta gratuita o freemium.

Es decir que sólo el 1.24% paga por contenido en esta plataforma.

- El futuro

La marca, perteneciente a Google, sabe que debe comenzar a capitalizar su servicio por ello.

Aunque no dejará de ofrecer contenido gratuito ha optado por comenzar a crear contenido exclusivo para aumentar sus ganancias.

Muestra de ello es la película original de su marca Scare PewDiePie, protagonizada por uno de sus youtubers más populares, PewDiePie, quien tiene más de 43 millones de suscriptores en su canal de videos.

Además, para realizar este filme, la marca contrató a las mentes tras el éxito de AMC The Walking Dead.

El camino es largo porque según un reciente reporte de Digitalsmiths Video Trends, actualmente el 51.8% del mercado streaming está dominado por Netflix, mientras que el 24.8% es de Amazon Prime Video, quienes son seguidos por Hulu y HBO Now, que representan aproximadamente el 10.0% y el 5.0% de los usuarios respectivamente.

Debido a esto, YouTube estableció el objetivo de impulsar su crecimiento entre un 5 y un 10% en ingresos, además de los ingresos publicitarios para los creadores de contenido que participan en YouTube Red.

Pese a que Google no revela sus ingresos ni número de suscriptores, diversos medios como The Wall Street Journal recogió que, en 2014, YouTube generó unos 4 mil millones de dólares en beneficios: mil millones más que en el año anterior.

Según el diario, esto pasó porque las marcas y anunciantes empezaron a gastar más en publicitar sus productos y servicios en YouTube.

Aun así, YouTube “representó alrededor del 6% de las ventas globales de Google en 2014 y no contribuyó a las ganancias”.

 

Opina sobre este artículo

Nombre   Email  
Título
Opinion

Otras Noticias